Productos Majuelo y Cooperativa de Trebujena

El jueves 25 de enero de 2018 recibimos la visita de Productos Majuelo y Cooperativa de Trebujena. El evento se celebró en la sede habitual de la Asociación, Hotel Jaime I, a las 20:45 h.

Fundada en 1997, Productos Majuelo S.L., fue creada por la tercera y cuarta generación de una familia de prestigiosos vinateros y vinagreros. Su saber hacer ha ido pasando de padres a hijos y hoy nos permite disfrutar de inigualables vinagres, principalmente los amparados bajo la Denominación de Origen “Vinagre de Jerez”.

Para la elaboración de nuestros Vinagres El Majuelo empleamos las técnicas más tradicionales, unidas a los más modernos métodos de elaboración y control de calidad. Se une pasado, presente y futuro, un legado familiar, una formación continua y grandes esfuerzos en investigación y desarrollo.

Todo esto ha hecho de El Majuelo, una empresa familiar, consolidada tanto en el mercado nacional como en el exterior y con reconocido prestigio en su sector.

La cooperativa vitivinícola Albarizas, es una sociedad fundada en 1977, formada por alrededor de 200 socios activos, que cuenta con unas 300 hectáreas de viña y está constituida principalmente por pequeños viticultores de Trebujena.

Dedicada a la venta, compra, conservación, transformación y mejora de productos vitivinícolas.

Su principal objeto es la venta de mosto o vino del año.

 

El pasado jueves, socios e invitados de la Asociación enológica de Castellón, pudimos disfrutar de una nueva cata-presentación en nuestra sede habitual.
En esta ocasión nos visitaron las empresas “El Majuelo” y la “Cooperativa vitivinícola Albarizas de Trebujena”.
Tomó la palabra Joaquín Gómez Beser, enólogo, farmacéutico y director general de El Majuelo, para explicar los orígenes de esta empresa, fundada en 1997 por prestigiosos vinateros y vinagreros. Su saber hacer nos permitió disfrutar de inigualables vinagres, principalmente amparados bajo la Denominación de Origen “Vinagre de Jerez”.
Su secreto reside en su origen, nace en el Marco de Jerez, a partir de sus vinos, de los que hereda extraordinarias cualidades y matices. 
Al igual que los vinos de Jerez, el vinagre de Jerez se envejece siguiendo el tradicional sistema de criaderas y solera, una peculiar y larga crianza que en algunos casos supera los 10 ó 20 años y que explica la riqueza y la alta concentración que caracterizan a estos vinagres de Jerez.
Pasó a detallar los periodos mínimos de envejecimiento de cada una de los tipos de vinagre:
VINAGRE de JEREZ

Su período de envejecimiento se situa entre los seis meses y los dos años de crianza en madera.
Dominado por un intenso color ámbar, contiene tonos caoba.

De perfume acético, incluye toques a frutos secos y notas derivadas de su crianza en madera.

VINAGRE de JEREZ RESERVA

Su período de envejecimiento se sitúa entre dos y diez años de crianza.
De profundo color caoba y brillantes reflejos ambarinos.
Destaca por su inconfundible y potente aroma, cargado de matices que nos recuerdan a la vainilla, los frutos secos y la madera envinada. A ello se une un sabor al paladar ácido y secante que nos recuerda su procedencia jerezana.

VINAGRE de JEREZ GRAN RESERVA

El Consejo, otorga esta clasificación a los vinagres que acreditan una edad superior a los diez años
Lo caracteriza su profundo color caoba de textura sedosa
Su peculiar aroma, de intensa acidez, contiene, además de notas de vino añejo, el recuerdo de su prolongada crianza en madera de roble. De ahí proviene su sabor redondo, amplio, seco, equilibrado con un post-gusto ácido y prolongado, con notas a frutos secos y especias.

VINAGRE de JEREZ AL PEDRO XIMÉNEZ

6 meses es el período de envejecimiento mínimo que reconoce el Consejo.
Caracterizado por un profundo color caoba oscuro que acentúa su cuerpo y densidad. Este vinagre semidulce debe su personalidad al vino del que toma su nombre.
De agudo aroma, en él destaca la evocación a frutas pasificadas, como el torrefacto o el regaliz. Su dulzor al paladar es el rasgo que mejor lo define, unido a su sabor suave y untuoso.

“La cooperativa vitivinícola Albarizas de Trebujena” aprovechó la cata-presentación para presentarnos sus primeros vinos embotellados. Albarizas, es una sociedad fundada en 1977, formada por alrededor de 200 socios activos, que cuenta con unas 300 hectáreas de viña y está constituida principalmente por pequeños viticultores de Trebujena.
De nuevo, Joaquín Gómez Besser, enólogo y creador de ambos vinos, nos presentó:
El Majuelo “Color vínico”, creo haber entendido que se trata de un vino de alta concentración de color que se añade a vinos de Jerez de gama comercial para acelerar los tonos yodados o ambarinos de algunos de sus vinos. Si no es así, ruego me disculpéis y me corrijáis.

El Majuelo “Arrope”, vino quemado a fuego directo que alcanza una densidad y color extraordinario con toque dulzón, de caramelo quemado y alta acidez.
“Terralba” es un mosto de la variedad Palomino cuyo nombre nace de la fusión de las palabras Tierra y albarizas.
Color amarillo pálido con ligeros reflejos verdes. Cierta turbidez y algún apunte de carbónico.
Aromas frutales de intensidad media, con ciertas notas a fruta madura (plátano) sobre un fondo ligeramente cítrico y aromas vegetales frescos.
En boca se mostró fácil de beber, paso fluido y acidez comedida.
“Bijuré”, un mosto fermentado en barrica de Vidueño (conjunto de distintas variedades mezcladas en una viña, en proporciones desconocidas que, por norma general y debido a su tardía maduración, se recogen al final de la campaña, justamente después de que se termine la recogida de la Pedro Ximénez)., su nombre procede del calé y significa dorado. Un vino que expresa la tradición y singularidad que aporta la pureza de la variedad.
Color amarillo pajizo. Limpio y brillante. 
Aromas a fruta fresca y madura (melocotón, frutas de hueso…) muy agradable, notas especiadas dulces procedentes de su fermentación en barrica.
En boca se mostró muy fresco y de cuerpo medio, con acidez muy suave, con un final seco, notas de fruta, cítricas y a piña, sedoso.

A continuación, Alejandro Cobos enólogo también de la empresa, nos habló del producto “Flor de Garum”.
El Garum fue una de las salsas más afamadas de la antigüedad que alcanzó su máximo nivel de producción, distribución y consumo en época romana. Era un producto exquisito, de fino buqué color ámbar e intenso aroma, elaborado con pescado azul, sal y especias
De color ámbar e intenso aroma especiado, salino y a pescado. Sabor extremadamente salado, unas pocas gotas bastan para aderezar una ensalada, un pescado, un guiso…

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *